lunes, 4 de junio de 2012

Blancanieves y El Cazador


Blancanieves y El Cazador (Snow White and the Huntsman, USA, 2012) dirigida por el debutante Rupert Sanders, sí es su primera película. Escrita por John Lee Hancock, mismo de The Blind Side, sobre la historia de Evan Daugherty y en colaboración de Hossein Amini.

Protagonizada por Kristen Stewart, Chris Hemsworth, Charlize Theron y otra gente X.

Blancanieves y El Cazador en Rotten Tomatoes la tienen podrida con un 46%, en Flyxter le dan un 74% y en IMDB le dieron un 6.8 de 10. Ocupa actualmente el primer lugar de taquilla, delante de Men in Black III y Los Vengadores. Es decir, vaya a ver su película, sabiendo que no es un éxito rotundo para las masas y los críticos, pero que una gran cantidad de personas opinan que va de pasable a buena y es entretenida.

Yo soy de las que piensa que la película es buena. Estoy encantada con la re-actualización del cuento que Disney nos embutió, y que nadie puso en duda si por casualidad la historia sería un poco diferente.

Quizás una de las razones por las que Blancanieves y El Cazador tiene sus detractores sea Kristen Stewart; sí Crepúsculo es detestable, pero denle chance a la Stewart de tratar de sacudirse a Bella de encima. Aunque ésta no sea precisamente la mejor oportunidad para ella de demostrar más registros expresivos, a parte de abrir los ojos y la boca. ¡Pero, si así es el personaje caray!

Me encantó el diseño de arte, la escenografía, la fotografía y muy muy especialmente la de los bosques. Los efectos especiales de Blancanieves y El Cazador son pulcros y para mi gusto no están sobre explotados, son una gozada. Pero hay el que dice que es mucho con demasiado. Y otros le echan en cara parecidos con El Sr. de los Anillos. Yo quiero que se inventen un mundo de fantasía y se saquen a todos los seres inéditos del bolsillo. Conste que advertí.

En resumen Blancanieves y El Cazador, la adaptación gótica y malvada, tiene tres atributos: la historia siniestra, los aspectos técnicos y la villana.

El tercer acierto es Charlize Theron.  Theron es el alma, corazón y músculo de todo el film. No creo que aplique lo de 'se robó el show', creo que quien hizo el casting sabía muy bien lo que estaba haciendo. sabía que tenía que meter un antídoto poderoso a la presencia de Stewart.

El gran pero de la película son los diálogos precisamente entre Blancanieves y El Cazador, y ojo aquí los actores no tienen culpa, es a los guionistas a los que hay que colgar. Pero eso se arregla fácil, cuando Chris Hemsworth hable con Kristen Stewart, Ud. se tapa los oídos y empieza a decir LALALALALALALA cuando acaben se quita las manos de la cabeza. ¡Listo!

Sin embargo, tengo una amarga queja: no se usaron enanos-enanos, al menos no sus caras. Para interpretarlos le tocó a Ian MacShanee, Toby Jones, Eddie Marsan, Bob Hoskins, Johnny Harris y Nick Frost. De verdad, ya es mucho lo de las voces de famosos en los animados -cuando hay gente que hace carrera para dar voz a esos personajes- ¿ahora los condenados enanos no pueden interpertar papeles de enanos? De verdad que la industria es sucia y cochina.

Entiendo que la idea con este film -¡Oh sorpresa, ¿quién lo hubiese pensado?!- es hacer una franquicia, por lo que el éxito en taquilla ya aseguró la secuela. Tengan fe: quizás veremos morir por fin a Kristen Stewart.

¿Por qué ver Blancanieves y El Cazador? Por Charlize Theron, sin duda.

 Dato curioso: Durante el rodaje Kristen Stewart accidentalmente golpeó a Chris Hemsworth en la cara y le dejó un ojo negro. (Ahora masas enfurecidas de fans de Thor quieren la cabeza de Stewart en una pica)  Tranquil@s, la muchacha no sólo tiene la expresividad de una calabaza, sino también su agilidad física: la pobre se desgarró un ligamento del pulgar y se lesionó un pie. XD

1 comentario:

  1. No me emociona realmente, bueno solo ver al cazador y los vestuarios de la reina, pero me encantaron tus comentarios ácidos sobre la cinta.

    ResponderEliminar

Se ha producido un error en este gadget.